A construir puentes

Dos hermanos que vivían en granjas vecinas cayeron en un

conflicto.

Comenzó con un pequeño malentendido y fue creciendo hasta explotar en un grave intercambio de palabras al que siguieron semanas de silencio.

Una mañana alguien llamó a la puerta de uno de ellos, Luis. Era  un hombre con herramientas de carpintero. -Estoy buscando trabajo por unos días-, dijo el extraño- quizás usted necesite algunas pequeñas reparaciones en su granja y yo pueda serle de ayuda. More »

Comparte esto
CLOSE
CLOSE