Desdramatizar El FracasoVivimos en un mundo de interpretaciones, sin embargo, tener conciencia de esto no nos ayuda cuando se trata de vérnosla con los significados etimológicos de las palabras.

           

 

Sin embargo…

¿Es el fracaso lo importante o es importante lo que hacemos con él?

Para cambiar nuestra mirada respecto de la situación que él nos presenta… ¿Necesitamos pensar en el fracaso en sí o en lo que nos pasa a nosotros cuando lo enfrentamos? More »

Comparte esto

Puede un quiebre hacer que vuelvas a nacerAyer vi una película que se llama “¿Puede una canción de amor salvarte la vida?”, e inmediatamente, vino a mí la inspiración para regalarte este post.

 ¿Qué es un quiebre?

Un quiebre es lo que frecuentemente, los seres humanos interpretamos como “problema”. Si quieres abundar sobre este tema puedes hacer clik aquí  Y te sugiero More »

Comparte esto

Valorá Tus Pequeños Puntos Naranjas. Te Conviene Dejar De JuzgarEl mundo se mueve rápidamente.

No he dicho nada nuevo, pero casi nunca, nos paramos a reconocer y agradecer esos cambios que él nos presenta y que significan magníficas posibilidades.

Los adelantos aparecen, nos admiramos ante ellos y los comentamos pero pocas veces, nos disponemos a incorporarlos en nuestras vidas porque los vemos solo en su conjunto, como producto final, pensando que “alguien” los va a aprovechar o a “alguien” les van a servir. La idea es que ante estas nuevas posibilidades, busquemos a ver qué More »

Comparte esto

El Privilegio Humano De ElegirElegir es un privilegio que no siempre usamos, o que decimos que “no podemos usar”, anulando así, esta gran posibilidad únicamente, nuestra.

El poder de elección del que disfrutamos los seres humanos es para mí, uno de los más grandes integrantes del poder personal, puesto que con él:

  1. Nos hacemos dueños de nuestra vida y de cómo llevarla adelante.
  2. Ejecutamos el difícil arte de gestionar nuestras emociones.
  3. Nos sobreponemos a nuestros estados de ánimo des-empoderantes.
  4. Terminamos con More »
Comparte esto

El Sentido Común... El Menos Común De Los SentidosEsta frase,  se utiliza –generalmente- para indicar que el tan mentado y ansiado “Sentido Común”, y como si fuera una obviedad que lo tengamos, no forma parte de la constitución del Ser Humano… como debería, gracias a su cualidad de “común”.

El sentido común no es nada común. Voltaire

 

¿Cuántas veces preguntás algo y tu interlocutor –a quién le parece obvia la respuesta- te contesta?

“Bueno, es sentido común, simplemente”.

El sentido común nace y se nutre de las repeticiones de nuestras actitudes hasta el punto que, en cierto momento, ellas se hacen transparentes (automáticas). Entonces, More »

Comparte esto

Escucharte, Observarte, Conocerte¿Para qué nos sirve conocernos?

¿Te lo preguntaste alguna vez?

 

Conocernos nos permite lograr saber lo que queremos para nosotros, para nuestra vida.

Conocernos hace que podamos construirnos como seres íntegros, sin miedo.

Conocernos nos sirve para aprender el difícil arte de sostener el timón de nuestra vida.

Conocernos es… en síntesis, la base sólida para More »

Comparte esto

Los analfabetos que leen y escribenEl analfabetismo no solo se refiere a la incapacidad de leer y escribir, también se refiere a la incapacidad de usar esas habilidades para aprender, y más expresamente, para desarrollar la capacidad de “aprender a aprender”.

El aprendizaje no es solo una manera de incrementar nuestras competencias, nuestra capacidad de acción. Es también una acción en sí misma, que requiere de competencias propias. Hasta ahora, el énfasis estaba puesto en las acciones que se aprendían, pero escasamente en las acciones que aseguran aprendizajes eficaces. Se nos enseña muchas cosas, pero no se nos enseña a «aprender a aprender». Rafael Echeverría

Como bien nos establece el maestro Echeverría, esto puede More »

Comparte esto

TenacidadObservo, reconozco y comparto un espíritu poderoso que alienta a muchos seres humanos, a la consecución de logros, que busca el éxito en cualquier tipo de emprendimiento: personal, familiar o laboral.

Y paralelamente, escucho acerca de la supuesta imposibilidad para esa concreción, que solo se puede salvar con la “suerte”.

La suerte es la excusa de los fracasados. Pablo Neruda

 Yo tampoco me salvé de las garras de las creencias, y en algún momento del inicio de mi formación, también creí que la suerte determinaría mi vida. Hasta que un gran líder que tuve en mi carrera, un día me espetó en la cara esta frase que impactó en mí y me alertó acerca de la necesidad de cuestionarme esta forma de pensar.

Si la suerte queda descalificada… ¿Qué es lo que construye nuestra imposibilidad de lograr lo que queremos?

Mi interpretación –fuerte y profunda- elige a la falta de  Tenacidad.

Interpreto a la Tenacidad como la característica brillante de los seres que en vez de dar poder a las circunstancias y permitir que los detengan, las  transforman haciéndolas motivo de su permanente hacer.

La buena madera no crece con facilidad, cuando más fuerte es el viento, más fortaleza tienen los árboles.  J. Willard Marrito

 

Abraham Lincoln, presidente de los Estados Unidos, recordado históricamente por su trabajo a favor de la abolición de la esclavitud, recorrió un largo camino antes de habitar La Casa Blanca:

En 1831 quebró en sus negocios.

En 1832 perdió las elecciones para la legislatura.

En 1834 volvió a fracasar en sus negocios.

En 1835 murió su novia.

En 1836 tuvo un quiebre emocional por el que necesitó internación.

En 1838 perdió por segunda vez en la carrera política.

En 1843 fue derrotado en el Congreso.

En 1846 fue derrotado en el Congreso.

El 1848 fue derrotado en el Congreso.

En 1855 fue derrotado en el Senado.

En 1856 fue derrotado cuando se postuló para Vicepresidente.

En 1858 fue derrotado nuevamente en el Senado.

Y recién en 1860 fue electo presidente

 

¿Conocerías a Abraham Lincoln si no hubiera sido tenaz?

Lincoln, ¿tuvo fracasos o fue un fracasado?

Aquí podés ver, el poder del lenguaje y la realidad que creamos con él.

Si cada vez que un objetivo que es parte de tu meta final, no es alcanzado, vos decís: “Soy un fracasado”, en vez de decir: “Esta vez, fracasé”…

¿Notás alguna diferencia en la realidad que estas creando cuando elegís una u otra frase?

 

Quiero compartirte otra de mis sentencias maestras y espero que también, se convierta en una de las tuyas.

Hay hombres que luchan un día y son buenos.

Hay otros que luchan un año y son mejores.

Hay quienes luchan muchos años, y son muy buenos.

Pero hay los que luchan toda la vida, esos son los imprescindibles.

Brecht, Bertold.

 

La tenacidad es un hábito, uno de los que puede transformar tu vida.

Puedo hablar de esto con gran conocimiento de causa porque he experimentado el poder de la tenacidad y la perseverancia a tal punto, que me transforma en una “autoridad” para hablar de ellas.

Puede ocurrirte que sea una habilidad casi innata en vos o que haya nacido como resultado de la educación que recibiste, pero si no es el caso, quiero compartir con vos, unos puntos que te permitirán incorporar esta “forma de vivir”, tan necesaria para llegar a concretar cualquier cosa que realmente desees.

Averiguá cuál es el propósito de tu vida. Descubrí tu misión personal. Consagrate a ellos.

No hagas por hacer, no hagas para vivir, no te conformes con lo que no querés, no hagas intentos vanos y sin dirección.

Cuando tenés un propósito, cuando te dedicás a una misión, no hay obstáculos imposibles de superar porque la motivación que ellos ejercen sobre vos, hacen que vuelvas a empezar, las veces que sea necesario.

Asimismo, saber el para qué has venido a este mundo, te alejará de la tentación de abandonar. Se abandona casi inconcientemente y para hacerlo creamos todo tipo de explicaciones (excusas) que nos auto justifiquen y que lo hagan frente a los demás. Abandonar se presenta así, como una tentación.

El camino del éxito está bordeado de tentadores lugares para estacionar.

 

Actuá con pasión.

La pasión es un motor.

A veces pregunto, en mis sesiones de coaching: ¿Qués lo que te apasiona?

El 90% de los Coachees no lo saben o les cuesta encontrarlo porque nunca se han detenido a pensar en ello.

¿Cuánto puede permanecer motivándote algo que no te apasiona? ¿Algo que “te gusta”, nada más? ¿Por qué hay tantas crisis vocacionales?

Tu misión, tu propósito, tus logros necesitan de tu pasión, la que he calificado en uno de mis post de “fuerza arrolladora de transformación”.

La pasión determina, la pasión enfoca, la pasión logra.

El éxito llega haciendo lo que realmente deseas. No hay otra manera de ser exitoso. Malcolm Forbes

 

Viví con responsabilidad.

Esta responsabilidad es la capacidad de hacernos cargo de lo que nos toca y nos corresponde y lejos de ser un esfuerzo, se transforma en la herramienta para solucionar nuestros problemas. Cuando no sos parte del problema, tampoco podés ser parte de la solución.

Honrar nuestra responsabilidad no se constituye en un trabajo forzado sino en el logro de la independencia para decidir cómo quiero vivir.

¿Tenés idea de la satisfacción que se siente cuando podemos declarar: “Yo soy el origen de mis resultados”? ¿Te parece que esto puede suceder si el origen de tus derrotas no está también en vos?

Quien es auténtico, asume la responsabilidad por ser lo que es y se reconoce libre de ser lo que es. Jean Paul Sartre

 

Creé y confiá en vos.

Creé en lo que querés, no lo desestimes, no escuches a los demás –ellos no saben lo que es para vos, lo que querés, la pasión que sentís por eso-, visualizalo cada día como algo totalmente posible, concreto, asible.

Confiá en que vos podés, en que tenés las fuerzas, el conocimiento, el respeto por vos mismo, confiá en que sos capaz de reiniciar el camino cuantas veces sea, y que llegarás, claro que llegarás.

No estarás perdido en el desierto si encuentras fe en ti mismo para creer en el oasis. Phil Bosmans

 

Capacitate permanentemente.

Cada vez que fracases en tu camino a tus logros, necesitarás más y más conocimientos, habilidades y recursos para poder volver a empezar. Quizás sea por muchos años y si no te capacitás permanentemente, no es posible que encuentres nuevas acciones para intentar, tan sencillo como esto.

En mi Coaching para Profesionales, me encuentro asiduamente, con ejemplos que refuerzan lo que te estoy recomendando.

Algunos de ellos, luego de conseguidos sus títulos, nunca más volvieron a recibir una capacitación… Como te lo digo aunque no lo puedas creer.

Vienen a sus sesiones preguntándose por qué no llegan a su meta, por qué no pueden poner en marcha un proyecto que en el papel, es fantástico y… se sorprenden cuando les pregunto acerca de cuáles han sido los últimos cursos que han tomado.

           

La tenacidad es persistencia, es permanecer haciendo… pero con tino.

Seguir, seguir y seguir hasta que te “sangren los dedos”.

Habrás escuchado este juicio: La gota horada la piedra…

¿Será por su fuerza? ¿Tiene fuerza una gota?

No es su fuerza… es su constancia.

Y tendrás pruebas de que vas por el buen camino… Llegará un momento, en que tu actitud será parte de tu vida, y te darás cuenta de que cada vez, te cuesta menos avanzar.  Esto es algo que he sentido en carne propia también e investigando encontré esto otro –con lo que coincido-:

Aquello en lo que persistimos se vuelve cada vez más sencillo, no es que cambie la naturaleza de la tarea sino que nuestra habilidad para realizarla ha aumentado. Ralph Waldo Emerson           

 

George Harrison, uno de los Beatles que logró el mayor crecimiento personal y éxito entre los cuatro, no sabía tocar la guitarra cuando Paul McCartney lo invitó a formar el grupo. Cuando John Lennon lo conoció, lo llevó a un concierto de guitarra clásica en Liverpool, y cuando este terminó, le dijo: -Cuando hagas una cosa así, te aceptaré gustoso.

Ese fue el principio de su carrera, de trabajo, de perseverancia, de tenacidad para lograr la práctica que deseaba.

Harrison confesó que “Hasta le sangraban los dedos”.

Lo mismo le sucedió con su meta de componer.

Las primeras canciones –a decir de Lennon- no eran ni siquiera, canciones.

Pero llegó un momento en que fueron éxito y pudo continuar su camino, inclusive cuando el conjunto ya no existió.       

 

¿Le habrá funcionado la tenacidad?

 

Acordate… “Hasta que te sangren los dedos”.

Por el placer de compartir    

 

 

Comparte esto

Un día a la vezMeta y objetivo no son lo mismo.

Como existen disímiles interpretaciones respecto de la diferencia entre estas palabras, voy a compartir la mía, basada principalmente en el significado literal de “meta”:

La meta es un lugar o punto donde termina la carrera.

O sea que, la meta es el último escalón a alcanzar, de una “escalera” formada por múltiples objetivos (escalones).

Las dos palabras tienen More »

Comparte esto

La ceguera del exitismoSi no hay éxito no hay nada.

¿Si no hay éxito no hay nada?

El éxito es un concepto discutible, interpretativo, personal… pero deseado por todos los seres humanos.

¿Es bueno esto?

Por supuesto que sí, sin embargo, todo lo que nos haga perder nuestra capacidad de observación, de valoración y de mantener nuestra mirada amplia y continente, nos lleva a error. El error que proviene de dejarnos «cegar» por el objetivo, lo que no nos permite apreciar los logros alcanzados en el camino.

Valoro más al que logra comprarse un auto pequeño, producto More »

Comparte esto

Nuestra enorme posibilidadHay una importante diferencia entre el Cambio y la Transformación.

Entiendo que a menudo, se confundan los términos, por aproximación.

Debido a la gran cantidad de información, cada vez está más instalado en la sociedad, el beneficio y la productividad del cambio… no así, de la transformación.

 

¿Cómo se produce un cambio?

Cuando cambio, realizo la elección de acciones diferentes para obtener también, diferentes resultados… prestando atención a Einstein:

 

Si buscas resultados distintos no hagas siempre lo mismo. Albert Einstein

 

¿Cómo se produce una transformación?

Cuando me transformo, el cambio lo realizo sobre mí mismo. Mi observador cambia su mirada, y esto le permite ir hacia acciones y resultados a los que no podía llegar con su mirada anterior.

También Einstein –sin saberlo ya que en su momento, todavía la Ontología del Lenguaje no había adquirido auge- nos trae con una anécdota, un ejemplo poderoso de la transformación.

En ocasión de un examen de física en la universidad, un alumno le dijo que había un problema ya que las preguntas del mismo eran iguales a las del examen del año anterior.

Einstein respondió: -No hay problema. Este año, las respuestas ya son otras.

 

Este genio alude con sus palabras a que los problemas en cualquier contexto suelen ser los mismos, lo que cambia es la forma de afrontarlos.

 

¿Por qué es importante aprender la diferencia entre cambio y transformación?

Sucede que a veces, por más que intentemos acciones diferentes hasta el cansancio, el cambio de resultados no se produce.

Esta instancia suele ser un momento en que lo único que parece venir a nuestro pensamiento es: “No sé qué más hacer”.

¿Te ha pasado?

Si estás persiguiendo una meta, un gran objetivo, es muy probable que sí, puesto que el éxito está formado por una cadena de “fracasos”, de los que aprendemos para desterrar acciones que no nos resultan, e intentar las nuevas.

¿Y puede llegar un instante en que “No sé más que hacer” esté acompañado por un grito ahogado de desesperación?

Pues sí, también, sí.

Aquí surge la importancia de conocer la existencia y posibilidad de la Transformación.

 

Y no es lo único que nos queda ni algo a lo que echamos mano porque “no nos queda otra”, sino que es…

¡¡¡Nuestra Enorme Posibilidad!!!

 

Para hacer un cambio solo necesitamos, querer cambiar, tener un fuerte deseo de hacerlo, saber que lo necesitamos y comenzar a intentar (accionar).

 

Para una transformación, el proceso es más completo y profundo…

Necesitamos cuestionarnos a nosotros mismos, a la coherencia que tenemos como observador, en todos nuestros dominios:

Nuestro lenguaje.

Nuestro cuerpo.

Nuestra emoción.

 

¿Qué es la coherencia de nuestro observador?

 

Es la relación sin contradicciones, que se establece entre el cuerpo, el lenguaje y la emoción de un ser humano.

 

¿Es igual o diferente la coherencia que podés observar en los siguientes personajes?

Papa Francisco.

Diego Maradona.

Lady Gaga.

 

El cuestionar nuestro observador consiste en desafiarlo a observarse –valga la redundancia- mediante preguntas para ir descubriendo formas de ser más efectivas, en cualquiera de sus ámbitos.

Pasar a la acción de acuerdo a los descubrimientos realizados es el camino de la transformación.

Este es un trabajo con nosotros mismos que no se detiene porque nuestro ser está en constante reajuste.

Una intervención en cualquiera de estos ámbitos puede producir la transformación completa por la coherencia en que viven los mismos.

La transformación y este observarnos en forma permanente permiten la integración de nuestros mundos, interior y exterior.

 

 

El inicio de tu transformación solo será posible cuando puedas ser conciente de:

No sabemos cómo las cosas son, solo sabemos cómo nosotros las interpretamos.

 

Esto permitirá que comiences tu reflexión sobre vos mismo y puedas encontrarte con que:

La coherencia de tu observador actual puede no estar siendo productiva para vos.

Hay posibilidades que no has explorado antes.

Te sorprenden las dimensiones en las que podrás entrar, unas que no habías ni imaginado antes.

¿Vale ampliar tu mirada?

¿Vale encontrar posibilidades que creías inexistentes?

¿Vale cuestionar tu observador y empezar tu transformación?

 

¡Ah! Me olvidé de decirte que no es fácil… pero vale la pena llegar a una transformación que nos convierta en la mejor versión de nosotros mismos. ¿O no?

 

El Mago de Oz

La historia comienza cuando a una pequeña huérfana, Dorothy, que vive en Kansas con sus tíos y su perro Toto, un huracán la hace volar desde su casa hasta la ciudad de Oz. Allí conocerá un mundo inimaginable, hará amigos muy curiosos y vivirá extraordinarias aventuras mientras persigue su único fin, volver a su casa.

La única forma de cumplir con su objetivo será encontrando al Mago de Oz.

Durante esa búsqueda, la acompañarán, un espantapájaros que desea ser inteligente, un hombre de hojalata que quiere tener corazón y un león que quiere ser valiente. (Todos buscan algo que sienten que les falta), y ponen todas sus expectativas en el encuentro con el Mago.

El resultado es que estos personajes y la niña llevan adelante su propio proceso de transformación al descubrir –gracias a la ayuda del Mago- que su poder para conseguir lo que quieren, está dentro de ellos, que el Mago no es tan mágico y que para lograr lo que quieren necesitan hacer su propio trabajo…. Comenzando por reconocer que:

 

“El inicio de tu transformación solo será posible cuando puedas ser conciente de:

No sabemos cómo las cosas son, solo sabemos cómo nosotros las interpretamos.”

 

(La ciudad donde vive el mago es “Esmeralda” porque todo se ve verde y los habitantes creen que esto se debe a la magia del mago. Sin embargo, el Mago confiesa que al entrar al pueblo se reparten lentes color verde para que todos los que llegan las usen al igual que sus habitantes).

 

¿Qué reflexión te despierta esta historia?

¿Pude transmitirte la diferencia entre cambio y transformación?

¿Estás dispuesto a intentarlo o todavía no crees que “No sabemos cómo las cosas son, solo sabemos cómo nosotros las interpretamos”?

 

Por el placer de compartir.

 

 

Comparte esto

Pasión... Fuerza Arrolladora De Transformación¡Lánzate a la vida con brío: dale cuanto tienes y te dará cuanto tiene!

 Podríamos cambiar, sin ningún problema, la palabra “brío” en esta frase, por “pasión”.

¿Te parece?

Lo creo así porque lo que la pasión transmite es, entre otras cosas, brío.

 He descubierto –por esta pasión mía con las palabras- que hay un padecer que es maravilloso. La palabra “pasión” viene de passio que significa “padecimiento”.

¡Bendito padecer con el que podemos transformarnos siguiendo su More »

Comparte esto

Coaching para tu marca personal

 

El logro de la Marca Personal (Personal Branding) es un objetivo central para los profesionales, al menos, es lo que con más frecuencia declaran en sus Sesiones de Coaching.

También manifiestan una marcada inquietud respecto de cómo llegar a ella. Sienten que desconocen qué abarca específicamente este concepto y cuando relatan lo que sí conocen, escucho muchos principios técnicos (aprendizaje de primer orden o capacitación) y poca transformación personal (aprendizaje de segundo orden).

Mucho marketing y poco conocimiento y desarrollo del Ser. ¡Cómo si se pudiera hacer sin ser! Se puede intentar –de hecho, algunos lo intentan- pero lo que se obtiene es un estereotipo que se derrumba ante More »

Comparte esto

Ser diferente

 

En otra oportunidad, en la que hablé sobre este tema, pude comprobar el sinnúmero de interpretaciones que generó. Si bien, no fue sorpresivo para mí, fueron tantas que el hecho me incentivó a volver sobre el mismo.

No vemos las cosas como son sino que las vemos como somos. (Postulado del Coaching Ontológico)

Despojado del significado emocional que irremediablemente surge en nosotros, «Ser Diferente» simplemente significa, ser distinto, no ser igual, pero como te acabo de expresar, nuestra emoción necesita de nuestro poder personal que la guíe para extraer lo más productivo, lo que ostenta grandeza, de More »

Comparte esto

Reglas del JuegoPrimero, conocer las reglas del juego.

Luego, jugar mejor que nadie. Einstein

 Con todo respeto, coincido con Einstein. Lo hago desde mi profesión de Coach Ontológico, lo que me permite tener agudizada la herramienta poderosa de la observación.

Creo que necesitamos prestar atención a su frase en cualquier objetivo que tengamos.

Es  imprescindible que te recomiende leer aquí un post anterior que escribí sobre este tema. Así podrás internalizar una nueva mirada sobre lo que es el Juego en nuestra vida. Te adelanto que quizás allí, te sorprendas al encontrar hasta el secreto de la acción que le falta a tu negocio para que prospere… Y todo gracias a internalizar un nuevo concepto de juego.

El tan mentado y valorado (valor que apoyo y sustento) “Trabajo de Equipo” pierde toda su posibilidad de efectividad cuando no hay, cuando no son claras, cuando no se respetan Las Reglas Del Juego.

Pero también te dije más arriba, que las reglas del juego son vitales en cualquier objetivo que tengamos. Y esto significa: desde el juego familiar (cómo funciona cada casa) hasta el juego de una actividad comercial (cómo debe funcionar para obtener resultados).

 Me encanta dejarte un desafío.

Intentá encontrar alguna situación de tu vida donde no haya Reglas del Juego.

Y espero que me las hagas conocer mediante tus comentarios.

¿Puede dar resultado cualquier situación en la que no haya Reglas del Juego?

Las reglas del juego producen:

Orden

Efectividad.

Justicia.

Convivencia próspera.

Resultados extra-ordinarios.

Creo saber que estarás de acuerdo con los puntos anteriores…

¿Nunca te preguntaste por qué, entonces, nos cuesta tanto seguirlas?

Primero y fundamentalmente, asimilar positivamente el sentido de Regla.

Regla suena a obligación y nuestra soberbia humana nos nubla el sentido pensando que todo lo que sea obligado tiene que ser desagradable.

Y no es así, amigo.

La razón básica es que en todo equipo, previa a su constitución como tal, estas reglas se deben hacer conocidas. El que avisa no es traidor. ¿Verdad?

Una vez que lo son, la obligación se transforma en compromiso para el que decide por sí mismo y de acuerdo a lo conocido, si lo va a tomar o no.

Ese es el momento, en que el interesado en el objetivo a lograr por el equipo, sopesa sus potenciales resultados con la acción que debe realizar. (Costo-beneficio).

¿Cómo se logra una decisión acertada?

Nuevamente, cambiando nuestra interpretación acerca de las Reglas del Juego.

No se trata de conocer las reglas para saber dónde está su límite o sus posibilidades de cambio sino que en muchas ocasiones el conocer las reglas te servirá para mejorar tu posición. ThinkingKaizen (Pensando para la mejora continua)

¡Exacto!

Ser fiel a las Reglas del Juego… ¿Qué te parece?

¿Te puede distinguir como un integrante del equipo, interesado y responsable?

¿Te puede convertir en un miembro absolutamente confiable?

¿Te puede posicionar como un elemento de sostén y fuerza de un grupo?

¿Puede aumentar tu prestigio?

 

Te animo a reflexionar sobre estas preguntas.

Luego de ello, va otra pregunta…
                  ¿Son tan malas las reglas?

 

Pero hay otro lado… Siempre lo hay ¿verdad?

¿Qué parte podés aportar vos, desde el inicio, al enorme proceso de formar un equipo de éxito?

Un sola cosa…

¡Tu Atención!

La Atención es uno de Los Amigos del Coaching.

La Atención es una de las Reglas de Sabiduría “Las Siete Leyes Espirituales del Éxito”.

La Atención es la diferencia entre estar y no estar, poder y no poder, crecer y no crecer, lograr y no lograr.

Y esto es… ¡Un llamado de Atención!

¿Cómo observás?

¿Cómo ves?

¿Cómo leés?

Y estoy hablando de cosas que supuestamente, nos interesan.

¿Cuál es la herramienta que necesitamos?

¡Parar y ponernos a pensar!… Un segundo. Nada más. E inmediatamente, recuperaremos la conciencia.

Preguntate…

¿Entendí de qué me están hablando?

¿Comprendí lo que estoy leyendo?

¿Leí todo o pasé la vista solamente?

 

“La atención absorbe la información desde afuera y maravillosamente, devuelve energía con su accionar.

               – ¿Has dejado tu paraguas y tus zapatos del lado de afuera?

               – Por supuesto, respondió Zenno -Es lo que manda la buena educación. Actuaría de la misma manera en cualquier lugar.

               – Entonces dime, ¿pusiste el paraguas a la derecha o a la izquierda de tus zapatos?

               – No tengo la menor idea, maestro.

               – El budismo zen es el arte de tener conciencia total sobre lo que hacemos, dijo Nan-in.

               –La falta de atención a los pequeños detalles puede destruir por completo la vida de un hombre. Un padre que sale corriendo de la casa puede olvidar un puñal al alcance de su hijo pequeño.

Un samurai que no mira todos los días su espada, terminará por encontrarla oxidada, cuando más necesite de ella. Un joven que olvida llevarle flores a su amada va a terminar por perderla.

               Y Zenno comprendió que aunque conociera bien las técnicas zen del mundo espiritual, había olvidado aplicarlas en el mundo de los hombres.

 

               ¿Mirás todos los días tu espada de samurai?” (Extracto de mi libro “Cómo transformar tu vida con las Siete Leyes Espirituales del Éxito)

 

              Con reglas del juego claras y tu atención puesta en ellas… ¡El éxito es un resultado seguro!

 

               ¿Cuál es tu opinión sobre lo que te he compartido?

               ¿Cuál es tu mirada sobre Las Reglas del Juego?

               ¿Creés que tu atención es importante en el logro de los objetivos de un grupo?

 

                 Será muy productivo poder debatir con vos.

 

                Por el placer de compartir.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Comparte esto
CLOSE
CLOSE